¿A qué se debe el precio de los implantes dentales?

¿A qué se debe el precio de los implantes dentales?

IMPLANTES DENTALES

Una de las principales preguntas de los pacientes que vienen a consulta por implantes, es el precio del tratamiento implantológico. Y es que gracias a las grandes cadenas y franquicias de clínicas dentales, con su constante bombardeo sobre grandes ofertas a precios irreales, muchos pacientes se sorprenden al ver lo que cuesta un implante de verdad.

 

IMPLANTES DENTALES LOW-COST

Esta confusión de precios en general ha llevado, no sólo a tomar una decisión muy importante con poco conocimiento y falta de información, también a las terribles consecuencias que esto conlleva. Fraudes, tratamientos inacabados, implantes mal colocados o incluso casos graves de negligencia médica. Este tipo de situaciones suponen problemas de salud e inconvenientes a nivel económico. Se acaba pagando para deshacer el tratamiento mal hecho y hacer uno bueno de verdad.

Sabemos que ir al dentista no resulta tarea fácil y para muchas familias implica una inversión de dinero que a veces no pueden permitirse. Pero hay soluciones mucho mejores para tu salud dental y para tu bolsillo (a largo plazo) que aceptar presupuestos de implantes low-cost.

El precio medio de unos implantes dentales de calidad está entre los 1200 y los 1500 euros. Repetimos: implantes de calidad. Lógicamente pueden haber variaciones en el precio de los implantes dentales y cada profesional tiene sus tarifas. Pero nada que ver con aquellos que se anuncian por 222 euros que, por cierto, al parecer después te suman más cosas al precio anunciado. Pero ese no es nuestro problema ¡Y esperamos que el tuyo tampoco! Aquí estamos para hablar de implantes de verdad y a continuación te explicamos las características que los diferencian.

 

PRINCIPALES CRITERIOS A TENER EN CUENTA
  1. El material del implante. Puede ser de zirconio o titanio.
    – Los implantes de titanio son los más comunes. Hace mucho tiempo que es el material que más se utiliza para éste tratamiento debido a su demostrada osteointegración; su facilidad para unirse biológicamente al hueso. Aunque desde hace unos años muchos fabricantes ya no hacen implantes de titanio puro porque se ha demostrado que las aleaciones de titanio funcionan igual de bien.
    – Por otro lado tenemos el zirconio, material más caro pero de mejor calidad. Los implantes de zirconio no sólo ofrecen una buena osteointegración, también se adaptan mejor a la estética original de la boca del paciente. El zirconio imita el esmalte natural del diente y esto le permite unirse a la corona con más facilidad y armonia.
  2. La corona. Las corona pueden ser de:
    Resina. Suelen ser una solución provisional. Aunque son las más económicas, no las recomendamos como fundas definitivas porque no son resistentes y se rompen con facilidad.
    Porcelana y cerámica. Son de las más utilizadas porque imitan muy bien el aspecto del diente y pueden quedar muy naturales. Las coronas de porcelana y las cerámicas son muy resistentes aunque no tanto como otros materiales.
    Zirconio. La mejor alternativa para una sonrisa natural. Las coronas de zirconio dejan pasar la luz de una manera similar al verdadero esmalte del diente. A pesar de que no son tan resistentes sí que son la mejor opción para los dientes centrales.Además debemos tener en cuenta que hay otras coronas que surgen de combinaciones de materiales, como porcelana y metal para mayor resistencia. La calidad de la corona también depende mucho del protésico que la realice.
  3. El laboratorio de prótesis. Ahora muchos laboratorios han pasado de tener técnicos a verdaderos artistas. Personas que realizan trabajos exquisitos, dónde los dientes de mentira superan en belleza a los originales. Pero, claro, ese talento y dedicación está al alcance de unos pocos y ellos lo saben, por lo que sus honorarios suele ser más elevados. Tampoco es necesario trabajar con protésicos de alto standing para obtener buenos resultados. Hay muchos laboratorios de perfil medio que trabajan muy bien. Y si se juntan con buenos implantólogos también pueden hacer verdaderas virguerías.
  4. Técnicas implantológicas. Cada caso es diferente y por ello las soluciones que mejor son adaptan pueden ser diferentes. Aplicar una técnica u otra muchas veces no es por un tema de preferencias del profesional, si no porque se ve obligado a realizarla por motivos médicos. Y hay que tener en cuenta que cada técnica tiene su dificultad e implicación de tiempo, cosa que influye en el precio final.
  5. El equipo de profesionales. Del mismo modo que comentábamos antes con el laboratorio protésico, el equipo clínico y sobretodo el implantólogo pueden influir mucho en el resultado. De hecho el doctor el que más. Desde el principio, con el diagnóstico, hasta el final, cuando se colocan los implantes definitivos, el odontólogo es quién decide.  De su juicio y experiencia profesional depende escoger las opciones más acertadas para obtener un caso de éxito. Por eso es importante tener en cuenta la formación y experiencia del implantólogo, ya que son profesionales que se deben formar y actualizar año tras año. Estas formaciones tienen un coste que no es nada barato, además de la inversión de tiempo que suponen.
  6. Otros materiales usados. A todo esto podemos sumarle los materiales dentales que también se utilizan como la unidad dental. Que está compuesta por un sillón, que ronda los 30000 euros, la cámara intraoral, la turbina, el micromotor… Un largo etcétera invertido que hay detrás de una buena clínica de profesionales y que en muchos casos no nos paramos a pensar.

 

LA MEJOR OPCIÓN

Cabe decir que nosotros somos partidarios de que la gente se informe y contraste para tomar la mejor decisión. Los implantes dentales son un tratamiento importante y por ello requieren un reflexión. Así mismo, en muchos casos estos tratamientos de coste elevado se podrían prevenir con buenas higienes dentales y revisiones periódicas en el dentista. Sabemos que hay muchos pacientes que por no realizarse algunos tratamientos básicos, ya sea por miedo o por no querer gastar, acaba saliendo más caro y siendo más perjudicial para su salud a largo plazo.

Además, también podemos comunicar que contamos con un equipo más que preparado para cuidar de tu salud dental. Nuestros directores médicos, el Dr Hernán López y el Dr Juan Méndez, tienen más de 25 años de experiencia cada uno en la colocación de implantes. Entre ambos han colocado más de 20000 implantes con éxito. A eso le sumamos que ejercen la docencia activa en este campo desde hace más de 15 años y son miembros fundadores de CIDESID, Centro Internacional de Estudios Superiores e Investigación Dental.